Publicidad

El yoga podría estar haciendo justo lo contrario de lo que pretende: según un estudio, aumenta tu ego

El yoga podría estar haciendo justo lo contrario de lo que pretende: según un estudio, aumenta tu ego
2 comentarios

Publicidad

Publicidad

Según sugiere un estudio recientemente publicado, la meditación y las prácticas de yoga en realidad hacen justo lo contrario de lo que pretenden: aumentan el ego.

Según la enseñanza budista, el yo es una ilusión. El yoga y la meditación recogen esa idea y trata de inculcar cosmovisión fundamentalmente desinteresada, alentando a los seguidores a renunciar a los deseos individuales y distanciarse de la preocupación propia.

Pagados de sí mismos

En el estudio se reclutó a casi un centenar de estudiantes de yoga y, durante un período de 15 semanas, se evaluó regularmente su sentido de superación personal. Usaron varias medidas para hacer esto.

Primero, evaluaron el nivel de superación personal de los participantes preguntando cómo se comparaban con el estudiante promedio de yoga en su clase. Segundo, hicieron que los participantes completaran un cuestionario que evaluaba las tendencias narcisistas. Y finalmente, administraron una escala de autoestima preguntando a los participantes si estaban de acuerdo con declaraciones como: "Por el momento, tengo una alta autoestima".

Las puntuaciones fueron más elevadas en las tres medidas cuando los sujetos habían hecho yoga en las últimas 24 horas.

Un segundo estudio de 162 personas que practicaban meditación, reclutadas a través de grupos de Facebook dedicados a la meditación, descubrió que la práctica tenía un impacto similar en la autoestima que el yoga.

En este estudio, se les pidió a los participantes que se evaluaran a sí mismos con base en declaraciones como: "En comparación con el participante promedio de este estudio, estoy libre de prejuicios".

También se descubrió que el bienestar aumentaba junto con la mejora personal, lo que sugiere que la mejora personal está relacionada con la mayor sensación de bienestar que muchos obtienen de la meditación.

Por consiguiente, estos hallazgos sugieren que las prácticas budistas espirituales como el yoga y la meditación pueden no hacer lo que los defensores suelen decir que hacen. O eso o es que los que practican yoga y meditación no lo hacen correctamente.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios