La columna de más pesada del mundo requirió de los músculos de 1.700 hombres para ser levantada

La columna de más pesada del mundo requirió de los músculos de 1.700 hombres para ser levantada
Sin comentarios

604 toneladas tenía la masa de la columna más pesada del mundo. Una columna de sólido granito rojo finlandés que se erigió en San Petersburgo para conmemorar la victoria rusa sobre el ejército napoleónico. La columna está realizada a partir de un trozo singular de granito rojo de unos veinticinco metros y medio de longitud y aproximadamente tres metros y medio de diámetro.

El arquitecto francés Auguste de Montferrand usó a 2.400 hombres (1.700 dedicados al levantamiento propiamente dicho) durante menos de dos horas.

Columna de Alejandro

La columna de Alejandro, también conocida como columna Alejandrina, sigue aún en pie. El monumento tiene una altura de cuarenta y siete metros y medio, el más alto de su tipo en el mundo, y está culminado por una estatua de un ángel llevando una cruz, realizada por el escultor ruso Borís Orlovski, y su fisonomía guarda un notable parecido con la del emperador Alejandro I.

l

Sin la ayuda de modernas grúas ni máquinas de ingeniería, la columna fue levantada en menos de dos horas por tres mil hombres bajo la orientación de William Handyside, y está colocada tan perfectamente que no necesita ningún accesorio en la base.

Tal y como explica Vaclav Smil en su libro Energía y civilización, esta pieza enorme de granito se extrajo de Finlandia y se transportó en una barcaza construida especialmente para ello:

l

Sobre el pedestal se había erigido un sólido andamio de madera de 47 metros de altura, con poleas colgando de cinco vigas dobles de roble. Se construyó una maqueta escala 1/12 del andamiaje para guiar a los carpienteros durante su construcción. Para el levantamiento se utilizaron 60 cabestrantes montados en el andamiaje en dos filas escalonadas. Los trinquetes eran tambores de hierro montados en un marco de madera, los bloques superiores colgaban de las vigas dobles de roble y había 522 cuerdas (cada una de ellas preparada para levantar 75 kg) fijadas en el eje de la columna. La masa total del monolito, contando todos los dispositivos, era de 757 toneladas.

Estas obras monumentales de ingeniería desafían toda intuición, como también sucede con las pirámides de Egipto, y por eso, en ocasiones, hay quienes sostienen teorías magufas sobre su construcción (extraterrestres, magia, etc.). En realidad, la columna de Alejandro, más allá de su espectacularidad, es una prueba más de lo pequeño que es nuestro cerebro para entender cosas demasiado grandes o complejas, tales como las siguientes:

Temas
Comentarios cerrados
Inicio
Inicio