Compartir
Publicidad

Beber diariamente refrescos se ha vinculado con un aumento de probabilidad de padecer cáncer

Beber diariamente refrescos se ha vinculado con un aumento de probabilidad de padecer cáncer
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Investigadores de la Agencia de Salud Pública de Francia y del Equipo de Investigación de Epidemiología Nutricional (EREN) en Bobigny, Francia, han concluido que beber un promedio de poco menos de 200 ml de una bebida azucarada o de un zumo de frutas se ha relacionado con un aumento del 18 por ciento en el riesgo de cáncer.

El estudio al respecto analizó datos de más de 101 250 personas, 79% de las cuales eran mujeres. La edad promedio al inicio del estudio fue de 42 años.

También el zumo de fruta natural

Los resultados mostraron que, en promedio, las personas consumían 92,9 ml por día de bebidas azucaradas o jugo de fruta al 100%, que contiene azúcar natural. Por cada 100 ml extra por día consumido además de estas cifras, el riesgo de cáncer de una persona aumentó en un 18 por ciento para todos los cánceres y, entre las mujeres, en un 22 por ciento para el cáncer de mama.

Los participantes fueron seguidos en promedio durante unos cinco años, y 22 participantes por cada 1000 desarrollaron algún tipo de cáncer.

Aquellas personas que bebieron las bebidas más azucaradas, con un promedio de 185.8 ml por día, que luego consumieron 100 ml extra por día, tuvieron un riesgo 30 por ciento mayor de todos los cánceres. Entre las mujeres con mayor consumo, el riesgo de cáncer de mama aumentó en un 37 por ciento.

La obesidad es una causa conocida de 13 tipos diferentes de cáncer, pero este estudio halló que incluso las personas delgadas tenían un mayor riesgo si bebían bebidas azucaradas o jugos de frutas.

Con todo, el estudio no encontró una relación entre las bebidas dietéticas que contienen edulcorantes y un mayor riesgo de cáncer.

Estamos hablando de un estudio grande y bien diseñado que añade evidencia a lo que ya se había sugerido en otros estudios y que refuerza la idea del importante papel que tienen las empresas que comercializan esta clase de bebidas, y de cómo hay que buscar formas de reducir su consumo, por ejemplo aumentando sus precios o restringiendo su acceso.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio