Publicidad

India está obligando a las personas a usar una aplicación para monitorizar el COVID, a diferencia de cualquier otra democracia

India está obligando a las personas a usar una aplicación para monitorizar el COVID, a diferencia de cualquier otra democracia
3 comentarios

Si no instalas la aplicación de seguimiento de coronavirus de la India, puedes perder tu trabajo, recibir una multa o incluso ir a la cárcel.

Es una línea dura de acción que ninguna otra democracia ha cruzado aún en la lucha contra el COVID-19.

Aarogya Setu

Aarogya Setu (que significa 'un puente hacia la salud' en hindi), la aplicación de la India para el rastreo de contactos de coronavirus, tiene casi 100 millones de usuarios.

El primer ministro Narendra Modi lo impulsó en su lanzamiento al instar a cada uno de los 1.300 millones de personas del país a descargarlo, y el resultado fue que, dentro de las dos semanas posteriores al lanzamiento, se convirtió en la aplicación más rápida en alcanzar 50 millones de descargas, superando incluso a Pokémon G.

Si bien la política oficial es que la descarga de la aplicación es voluntaria, la verdad es que los empleados del gobierno están obligados a usarla, mientras que los principales empleadores y propietarios privados también la exigen. Según los informes, la ciudad de Noida ahora está multando e incluso amenazando con arrestar a cualquiera que no instale la aplicación en su teléfono.

Rahul Gandhi, un destacado miembro del parlamento indio y ex líder del opositor Congreso Nacional Indio, es uno de los que ha criticado la aplicación, alegando que no tiene 'supervisión institucional' y plantea 'serias preocupaciones de seguridad de datos y privacidad'.

India no tiene una ley nacional de privacidad de datos, y no está claro quién tiene acceso a los datos desde la aplicación y en qué situaciones. No existen políticas fuertes y transparentes o limitaciones de diseño para acceder o utilizar los datos. La lista de desarrolladores, compuesta en gran parte por voluntarios del sector privado, no es del todo pública. Dado que la aplicación no es de código abierto, su código y sus métodos no pueden ser revisados ​​fácilmente por terceros, y no hay una cláusula de caducidad pública que indique cuándo la aplicación dejará de ser obligatoria.

Hay más: si bien muchos países están desarrollando servicios limitados que utilizan Bluetooth o GPS para dar 'notificaciones de exposición' a las personas que han interactuado con alguien que se descubrió que tenía covid-19, Aarogya Setu va más allá dándole a cada usuario una insignia codificada por colores que muestra el riesgo de infección.

Y, además de todo ello, Aarogya Setu también ofrece acceso a telemedicina, una farmacia electrónica y servicios de diagnóstico. Por si fuera poco, está en la lista blanca de todas las compañías de telecomunicaciones indias, por lo que su uso no cuenta para los límites de datos móviles.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios