Compartir
Publicidad
Publicidad

Los misterios del asma

Los misterios del asma
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Algunos sostienen que es cosa de la contaminación. Otros, de la excesiva higiene que la que sometemos nuestro cuerpo, que se vuelve hipersensible al medio. Pero poco se sabe de la procedencia del asma. Incluso se puede tener en tela de juicio la idea de que el asma, con el tiempo, está empeorando.

Se sabe que los asmáticos acostumbran a ser también alérgicos a algo. El asma, el eczema, la alergia y la anafilaxis forman parte del mismo síndrome, son originados por los mismos mastocitos. Y 1 de cada 10 personas tiene alguna forma de alergia.

Pero los estudios sobre el aumento del asma son contradictorios: el aparente aumento sólo es consecuencia de que la gente está más informada de los síntomas. Síntomas que en el pasado eran más frecuentemente asociados a un catarro común.

Con todo, lo más probable es que el asma esté aumentando a causa de la contaminación. Pero sobre un tipo concreto de contaminación. Por ejemplo, nuestros antepasados estaban expuestos a mayores dosis de contaminación cuando inhalaban grandes cantidades de humo diario de sus fuegos de leña y sus chimeneas de mala calidad. Así que hay que buscar el origen en otras sustancias contaminantes.

Por ejemplo, las sustancias químicas como los isocianatos, el anhídrido trimetálico y el anhídrido ftálico. Cuando un camión cisterna sufre un accidente y vierte su carga de isocianato en América, convierte al policía que dirige al tráfico alrededor del accidente en un asmático agudo para el resto de su vida. Entonces ¿son ellas las responsables? Tampoco es probable, pues el asma suele aparecer en comunidades en las que nunca tienen contancto con estas sustancias.

De hecho, el asma laboral puede originarse en individuos que trabajan en profesiones de baja tecnología e incluso anticuadas, como mozos de cuadra, tostadores de café, peluqueros o esmeriladores.

La causa más común de asma son los excrementos del ácaro del polvo. Los ácaros proliferan a sus anchas gracias a nuestra constumbre de tener nuestras casas calientes y mal ventiladas en invierno. Pero el asma es producido por muchas otras causas, como el polen, los mojos, los alimentos, los resfriados, la tensión emocional, el humo del cigarrillo, ciertos medicamentos para el corazón, etc. La lista es infinita.

El que quiera interesarse más por este tema, tiene materia para distraerse durante un buen tiempo.

De todas las teorías propuestas, la que más curiosa me parece es que la afirma que el asma es la frustración del elemento del sistema inmunológico que combate las lombrices. En la Edad de Piedra rural, el sistema de inmunoglobulinas E estaba atareado defendiéndose contra las lombrices intestinales, tenias solitarias, anquilostomas y trematodos. No tenía tiempo para dedicarse a los ácaros del polvo y al pelo de los gatos.

Más información | Genoma

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos