Publicidad

Estas son las diferencias entre el coronavirus chino y el SARS que infectó a 8.000 personas en 2003

Estas son las diferencias entre el coronavirus chino y el SARS que infectó a 8.000 personas en 2003
Sin comentarios

Los virus son de la misma familia y ambos pueden causar fiebre y neumonía. Por ello es convenienete establecer una comparación entre la neumonía causada por este nuevo virus y el SARS (síndrome respiratorio agudo severo), que infectó a más de 8000 personas durante un brote global que comenzó en 2003.

Hasta ahora, el nuevo virus parece tener una tasa de mortalidad más baja. Según la cantidad de casos y muertes reportados, la tasa parece estar alrededor del 2.8 por ciento, en comparación con una tasa de 9.6 por ciento para el SARS. Por contrapartida, se está propagando más rápidamente.

Primero brotes

Naturalmente, aún estamos en los primeros brotes, así que es pronto para saber a qué nos enfrentamos.

Lo más llamativo es, quizás, que este coronavirus se está propagando más rápido que el SARS. El SARS tardó varios meses en causar mil casos, pero éste coronavirus ha causado 3000 casos en tres semanas.

El brote de SARS terminó en 2004; y no se han reportado casos desde entonces. Las agencias de salud controlaron el virus aislando a las personas infectadas, pero dichas medidas serán más difíciles con un virus que se puede transmitir antes de que aparezcan los síntomas.

También existe la posibilidad de que el virus pueda mutar y volverse más contagioso o mortal. Sin embargo, el virus parece ser estable.

La OMS ha autocorregido su calificación del nivel de riesgo del coronavirus chino: lo eleva de «moderado» a «alto», pero esta corrección no cambia el hecho de que la OMS no considera que la epidemia sea una «emergencia de salud pública de interés internacional». Hasta el momento, la OMS ha utilizado este término solo en casos raros de epidemias que requieren una respuesta global trascendetal, incluida la gripe porcina H1N1 en 2009, el virus zika en 2016 y la fiebre del Ébola.

En resumidas cuentas, este virus se diferencia del SARS en:

  • Mortalidad más baja
  • Contagio más rápido
  • Tardan más tiempo en aparecer los síntomas (y detectarse los infectados)
  • Existe la posibilidad de que pueda mutar

Todavía es pronto para alarmarse, pero no debemos bajar la guardia, por ejemplo en casos como el del “supercontagiador” (traducción de la expresión inglesa usada en medicina, super spreader): un enfermo que ha transmitido el coronavirus al menos a 16 trabajadores sanitarios.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios