Compartir
Publicidad

Cuando tienes un orgasmo a través de tu pie fantasma

Cuando tienes un orgasmo a través de tu pie fantasma
16 Comentarios
Publicidad

El otro día analizábamos quiénes se encomendaban con más frecuencia a Onán, si hombres o mujeres. En román paladino: quiénes se masturban más. En general, ambos sexos lo hacen con una frecuencia similar porque resulta placentero, y se liberan sustancias químicas como la dopamina y la oxitocina.

Naturalmente, la educación y el sustrato social también influyen en el placer que obtenemos de la masturbación (que acostumbra a ser más placentero que el extraído mediante el coito). Por ejemplo, las mujeres cultas son más propensas a practicar el sexo oral, tener relaciones sexuales con otras mujeres o experimentar más que las mujeres menos cultas, como ha señalado Roy F. Baumeister en The Cultural Animal: Human Nature, Meaning, and Social Life.

Pero al orgasmo no solo se llega a través de la estimulación de los genitales. Hay mujeres capaces de alcanzar el orgasmo con sólo pensar en las cosas adecuadas. E incluso estimulando otras zonas del cuerpo en principio no particularmente erógenas, tal y como explica David Brooks en su libro El animal social:

Algunas con lesiones en la médula espinal pueden llegar al orgasmo mediante la estimulación de las orejas. (…) Una mujer de Taiwan podía experimentar ataques del lóbulo temporal y orgasmos tremendos con sólo cepillarse los dientes. Un hombre estudiado por V. S. Ramachandran en la UC de San Diego sentía orgasmos en su pie fantasma. Se le había amputado el pie, y la región cerebral correspondiente no tenía nada que hacer. Como el cerebro es flexible y adaptativo, las sensaciones del pene se propagaron hasta el espacio vacante, y el hombre notaba los orgasmos en un pie que no existía.

Incluso había personas que tenían orgasmos cuando bostezaban, aunque la razón de ello era un antidepresivo que consumían.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio