Compartir
Publicidad
Publicidad

La sonda Messenger nos trae nuevas imágenes de Mercurio

La sonda Messenger nos trae nuevas imágenes de Mercurio
Guardar
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La nave espacial Messenger de la NASA, la primera en órbita alrededor de Mercurio, ha obtenido nuevas imágenes de la superficie del planeta. Esto ha proporcionado a los científicos importantes pistas sobre el origen y la historia geológica del planeta.

Desde hace tres meses, Messenger ha enviado decenas de miles de imágenes que muestran las características de Mercurio, pero estas son las primeras que tienen una alta resolución.

La sonda ya había detectado con anterioridad misteriosos depósitos brillantes en forma de parche en el suelo de algunos cráteres, un rasgo que definía el rostro del planeta, pero del que poco se sabía y cuyo origen era desconocido.

Ahora, estas imágenes han revelado que estos depósitos irregulares son conjuntos de hoyos que varían en tamaño desde unos cientos de metros a varios kilómetros de diámetro.

Estos hoyos están muchas veces rodeados por halos de un material reflejo y se encuentran en los picos y los bordes de los cráteres. Los científicos todavía no tienen claro cuál su origen, aunque creen que son relativamente jóvenes.

Pero para mayor sorpresa, hace dos décadas, radares con base en la Tierra descubrieron cerca de los polos norte y sur de Mercurio en los que se creía que podía haber agua helada. Ahora, la nave ha confirmado que los cráteres del polo norte de Mercurio tienen una profundidad suficiente para que nunca hayan recibido la luz del Sol y los depósitos de su interior se encuentran permanentemente en la sombra.

La sonda también tomó numerosas mediciones de la composición química y la topografía de la superficie del planeta. Los datos confirman que los estallidos de partículas energéticas en la magnetosfera de Mercurio son la consecuencia de la interacción del campo magnético del planeta con el viento solar.

Además, se han detectado grandes cantidades de azufre en la superficie, lo que puede haber contribuido a un explosivo pasado marcado por la actividad volcánica.

Estamos ajustando una visión global de la naturaleza y el funcionamiento del planeta por primera vez. Tenemos que dejar a un lado muchas de nuestras ideas anteriores mientras las nuevas observaciones conducen a diferentes puntos de vista

Ha explicado el investigador principal de Messenger, Sean Solomon.

¿Qué más misterios y sorpresas nos esperan de este planeta?

Vía | NASA

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio