Compartir
Publicidad

Cometa recién encontrado promete un deslumbrante espectáculo

Cometa recién encontrado promete un deslumbrante espectáculo
Guardar
15 Comentarios
Publicidad

Astrónomos rusos han captado con sus monitores lo que parece un cometa nuevo, lo mejor de todo es que se espera que monte un show espectacular en el cielo el próximo año, llegando a ser visible sin ningún tipo de artilugio.

El visitante celestial, llamado C/2012S1 (ISON), se detectó más allá de la órbita de Júpiter la semana pasada y hará su máxima aproximación al Sol a finales de noviembre de 2013.

El cometa fue descubierto por los astrónomos Vitali Nevski y Novichonok Artyom haciendo uso de la Red Internacional de Ciencia Óptica en el Observatorio Kislovodsk en Rusia.

Los científicos han confirmado que el cometa pasará a unos 1,1 millones de kilómetros por encima de la superficie del Sol. El astrónomo Malcolm Hartley, del Australian Astronomical Observatory, dice que es imposible saber si el cometa va a sobrevivir un encuentro tan cercano.

Muy a menudo se desintegran al acercarse demasiado al Sol, la cabeza del cometa se evapora por el tremendo calor tremendo. Las pasadas Navidades se esperaba que el cometa Lovejoy fuera absorbido cuando se acercara demasiado al Sol, sin embargo, sorprendentemente sobrevivió. Con éste tendremos que esperar y ver

Dijo Hartley.

Los astrónomos especulan que C/2012S1 podría ser uno de los cometas más brillantes jamás detectados, fácilmente visible en el hemisferio norte durante varios meses. Mientras que los observadores situados al sur del Ecuador sólo podrán obtener una visión de su cola.

Algunos informes han sugerido que el cometa podría ser tan brillante que fácilmente alcanzará una magnitud de -11 o -16, lo que es 1000 veces más brillante que el planeta Venus y casi tan brillante como la Luna llena.

Por ahora es una incógnita. Podrá ser un verdadero espectáculo o un completo desastre, ese es el problema de los cometas de este tipo

Comenta Hartley.

Si sobrevive a su encuentro cercano con el Sol, C/2012S1 pasará a unos 60 millones de kilómetros de la Tierra el 26 de diciembre de 2013.

Su órbita sitúa su origen en la Nube de Oort. Hartley especula que pudo haber pasado previamente por la Tierra.

Hubo un gran cometa en 1680 con una órbita muy similar a este cometa. Así que hay una remota posibilidad de que pueda ser este cometa [o parte de él] de regreso

Concluye.

Vía | ABC Science

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad