Compartir
Publicidad
Publicidad

Imprimiendo un castillo en 3D en... la punta de un lápiz

Imprimiendo un castillo en 3D en... la punta de un lápiz
Guardar
2 Comentarios
Publicidad

En el siguiente vídeo podéis ver, de nuevo, otra cosa impresa en 3D. Concretamente, un castillo. Hasta aquí, nada impresionante. Pero si nos fijamos un poco más, estamos ante un nivel de precisión extraordinario: el castillo está siendo impreso en la punta de un lápiz, así su tamaño es diminuto.

La técnica capaz de hacer algo así es una modalidad de nanoimpresión conocida como litografía de láser directo.

Nanocastillo

El castillo terminado mide 230 x 250 x 360 micrómetros, el ancho de entre 4 y 7 cabellos humanos. Es decir, que se necesita un microscopio electrónico para verlo.

El trabajo es obra del artista ruso Aleksandr Ovsianikov, que ha empleado un material fotosensible con el que se pueden crear detalles dentro de las esculturas, haciendo el tallado con luz densamente congregada.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio