Compartir
Publicidad

El pato de Vaucanson

El pato de Vaucanson
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Los autómatas son ingenios mecánicos que realizan alguna función de manera autónoma. Por ejemplo, un reloj es un autómata, que sirve para medir el paso del tiempo. Los autómatas pueden desempeñar tareas simples y repetitivas, o bien tareas más complejas, admitiendo también algunos realimentación (con lo cual podrían cambiar su comportamiento). El ejemplo más espectacular de autómata podría ser perfectamente el pato de Vaucanson. Este era un autómata hecho en cobre que representaba un pato que era capaz de realizar las funciones básicas de alimentación y de interacción con el exterior. De hecho, era capaz de deglutir comida, digerirla y defecar.

En fin, como todo autómata, tiene su truco. La comida que ingería era un preparado especial que se iba tranformando y disolviendo a medida que viajaba por el tracto digestivo del autómata, y al final "salía por ahí" con otra textura y color (del olor y el sabor no hay constancia). En la actualidad han construido una réplica de este pato, podéis verla en la página de Automatism Ancients. No he puesto el enlace al video porque me ha salido urticaria de ver tanto copyright por ahí... pero el video es curioso. Observaréis que el pato defeca bolitas de metal...

Más en "Autómatas en la Historia":http://automata.cps.unizar.es/Historia/Webs/automatasenla_historia.htm, Universidad de Zaragoza. Más en "Tecnología Obsoleta":http://www.alpoma.net/tecob/?p=150

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio