Compartir
Publicidad

Este chico de 14 años ha obtenido el récord de cubo de Rubik: 4,90 segundos

5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Lucas Etter, que tiene 14 años y lleva desde los 10 participando en competiciones oficiales de speedcubers, ha logrado el récord mundial de resolución del cubo de Rubik.

Su marca de 4,90 segundos ha superado el récord anterior por 35 centésimas (conozco a personas que casi tardan eso en pestañear). Lo podéis ver en acción en el vídeo que encabeza esta entrada, y aquí todos los movimientos con detalle.

Según las reglas de la World Cube Association, el cubo de Rubik se gira al azar por un programa de ordenador y todos los competidores tienen 15 segundos para estudiarlo antes de intentar resolverlo.

Aunque hay un significativo número de posibles permutaciones para el cubo de Rubik, se han desarrollado una serie de soluciones que permiten resolver el cubo en menos de 100 movimientos.

Orígenes

El cubo de Rubik es un rompecabezas mecánico tridimensional inventado por el escultor y profesor de arquitectura húngaro Ernő Rubik en 1974.

Aunque generalmente se dice que el cubo fue construido como herramienta escolar para ayudar a sus estudiantes a entender objetos tridimensionales, su propósito real era resolver el problema estructural que lograra mover las partes independientemente sin que el mecanismo entero se desmoronara.

El cubo de Rubik no solo es el juguete más popular, sino el más vendido de la historia, con más de 350 millones de unidades.

Hay más de 43 trillones de resultados posibles que podemos obtener si comenzamos a mover las piezas del cubo. Y eso sólo con el cubo de 3x3x3. Si por cada permutación colocáramos un cubo de Rubik al lado de otro, en línea recta, llegaríamos a cubrir la distancia de 261 años luz.

Investigadores estadounidenses aseguran que el Cubo de Rubik puede resolverse con tan sólo 26 movimientos, la menor cantidad lograda hasta ahora. El estudio los coloca más cerca del hallar el denominado "Número de Dios" que se refiere a la cifra menor de combinaciones para rearmar el cubo de Rubik.

El siguiente robot todavía es más sorprendente a la hora de resolver el cubo: consigue rebajar el tiempo a poco menos de un segundo. Para lograr esta proeza, sólo necesita escanear durante unos segundos el cubo hasta determinar qué posición exacta ocupan cada una de las pegatinas de colores. Atentos al vídeo:

Vía | Gizmodo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio