Publicidad

Cuatro conspiraciones que sí fueron reales

Cuatro conspiraciones que sí fueron reales
27 comentarios

Publicidad

Publicidad

A la gente le encantan las conspiraciones, sobre todo a los que llevan un gorro de papel de aluminio para evitar que les lean la mente. Nadie está a salvo de dejarse seducir por una conspiración, desde que Kennedy fue asesinado por la CIA hasta que el terremoto de 2010 de Haití fue causado por pruebas nucleares.

Sin embargo, la mayor parte de estas ideas conspiranoicas suelen estar sustentadas en la nada, o en la asunción de que el mundo es mucho más simple de lo que parece: en el sentido de que no hay organizaciones capaces de gestionar una mentira global. El ejemplo paradigmático es que los alunizajes se hicieron en un estudio de televisión en Nevada.

Por ello resulta simplón e infantil creer que los hilos del mundo los manejan el Grupo Bilderberg, los Iluminati, los masones, la familia Rothschild o la élite judía. Porque los hilos son demasiados, están muy enredados y resultan hasta cierto punto inextricables.

conspiraciones
En su trabajo de dos volúmenes Las sociedades abiertas y sus enemigos, el filósofo de la ciencia Karl Popper ya decía que: «Las conspiraciones ocurren, hay que admitirlo. Pero el hecho destacado que, a pesar de la ocurrencia de conspiraciones, refutó la teoría conspirativa es que pocas de estas conspiraciones son finalmente exitosas. Los conspiradores rara vez consuman su conspiración».

Christopher Hitchens representa las teorías conspirativas como 'humos exhaustos de la democracia', el resultado ineludible de una gran cantidad de información circulante entre un gran número de personas.

Con todo, algunas conspiraciones, por simple estadística, han resultado ser verdaderas. He aquí cuatro de las más sorprendentes.

1. Pistola solar

En Alemania, en la década de 1940, varios físicos diseñaron un espejo gigante con el propósito de ponerlo en órbita y quemar ciudades, hervir embalses y sembrar el caos. Pero tranquilos, amigos del gorro de papel de aluminio, el arma nunca se construyó finalmente.

2. Godzilla socialista

En 1978, en Corea del Norte, Kim Jong-II secuestró a un director de cine de Corea del Sur y le obligó a hacer realidad sus fantasías de dictador, incluyendo la película Pulgasari, un "Godzilla socialista", en 1985. El director de cine, finalmente, pudo escapar con su esposa en 1986.

3. Operación libertad

En 1966, en Estados Unidos, la CIA trató de acabar con la vida de Fidel Castro con un puro envenedado que introdujeron en su maletín durante una reunión de las Naciones Unidas. Tras fallar el atentado, estudiaron fabricar un puro explosivo, y también un puro con LSD.

4. Imelda Marcos contra Los Beatles

En 1966, en Filipinas, los Beatles se olvidaron de asistir a un almuerzo con la primera dama, lo que provocó que el Gobierno les retirara la seguridad y la banda fuese perseguida y atacada en público.

Vía | Listamanía

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir