Compartir
Publicidad
Publicidad

Los extraños estudios de Francis Galton : el mapa de la belleza o la eficacia de rezar

Los extraños estudios de Francis Galton : el mapa de la belleza o la eficacia de rezar
Guardar
8 Comentarios
Publicidad

Francis Galton era un tipo extraño. Extraño y rebelde. A pesar de que este científico victoriano fue un polímata, antropólogo, geógrafo, explorador, inventor, meteorólogo, estadístico y psicólogo, también llevó a cabo estudios verdaderamente estrambóticos.

Él determinó de forma objetiva cuándo eran aburridas las conferencias de sus colegas al medir subrepticiamente el nivel de impaciencia en sus audiencias, y creó un “mapa de la belleza” de Gran Bretaña caminando por las principales calles de las grandes ciudades con un contador en su bolsillo, registrando en secreto si las personas que pasaban a su lado eran guapas, medianamente bellas o feas (Londres fue catalogada como la mejor, Aberdeen, la peor).

Pero uno de los trabajos de Galton que más polémica causó fue el estudio de la eficacia de rezar a Dios. Dado que los miembros del clero, generalmente se entregarán con más frecuencia a las oraciones, según Galton bastaba con analizar si eso se correspondía con una expectativa de vida más prolongada.

Su extenso análisis de cientos de entradas en diccionarios biográficos reveló que los clérigos en realidad tendían a morir antes que los abogados y los médicos, obligando de esta forma a Galton, profundamente religioso, a poner en duda el poder de la oración.

Galtón también fijó su ojo escrutador y heteróclito en la correcta forma de preparar el té. Para evaluarlo de manera científica, Galton confeccionó un termómetro especial que le permitía controlar constantemente la temperatura del agua dentro de la tetera. Galton escribió:

El té tiene un cuerpo completo, sabor pleno y no es en absoluto amargo o desabrido (…) cuando el agua en la tetera se mantiene entre 82 ºC y 88 ºC y estuvo ocho minutos sobre las hebras.

Vía | Rarología de Richard Wiseman

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos