Compartir
Publicidad

Las personas con más estudios se masturban más que las personas con menos estudios

Las personas con más estudios se masturban más que las personas con menos estudios
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las estadísticas no siempre son fiables, las personas no siempre dicen la verdad (sobre todo en el ámbito sexual) y la normalidad (sobre todo, también, en el sexo) es un concepto difuso. Sin embargo, las estadísticas pueden arrojar correlaciones relevantes si están correctamente realizadas y se centran en una población concreta que pueda equipararse a otra de distinta cultura, rango de edad o clase social.

En ese sentido, los resultados de algunas de estas encuestas relativas a las costumbres sexuales pueden ser chocantes. Como es la encuesta NSSHB (Encuesta Nacional de Salud y Comportamiento Sexual) codirigida por Debby Hebennick, del Instituto Kinsey, y financiada por la empresa de preservativos Trojan.

En 2010, el estudio publicó datos sobre el comportamiento sexual de casi 6.000 estadounidenses de entre 14 y 90 años, que no es una muestra demasiado amplia, pero sí que revestía gran rigurosidad en los criterios de selección, seguimiento y amplitud, convirtiéndose en una de las encuestas sobre sexo más importantes de las realizadas hasta el momento, según explica Pere Estupinyà en su libro S=EX2.

Feet 224680 640

A continuación, algunos de los datos más llamativos extraídos de la encuesta:

El 71,5 % de mujeres de entre 25-29 años se ha masturbado durante el pasado año. Y también lo ha hecho el 46,5 % de las que tienen entre 60-69 años, que es el dato menos intuitivo. En el caso de las mayores de 70 años, el porcentaje es de 32,8 %. Es decir, que el sexo en la edad avanzada es más frecuente de lo que generalmente asumimos.

El 10 % de las mujeres declara haber experimentado una profunda tristeza después de una relación sexual en el último mes.

Saber por la NSSHB que más chicas menores de veinticinco años han practico alguna vez sexo oral que mujeres mayores de setenta indica que el sexo oral se ha convertido en un práctica mucho más frecuente en las últimas décadas. Que los porcentajes de prácticas sexuales entre chicos y chicas de 25-29 años no sean muy distintos indica que los roles se están difuminando.

Abunda en la masturbación y la infidelidad Pere Estupinyà:

De nuevo, más allá de las curiosidades sobre si la infidelidad es más o menos frecuente, saber que a mayor nivel de estudios más masturbación, o si uno de cuatro hombres y una de cada veinticinco mujeres ha mirado pornografía por internet en el último mes, sí resulta útil constatar que el 28,1 por ciento de hombres reportan haber perdido la erección cuando iban a ponerse el preservativo en alguna de las últimas tres ocasiones.
Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio