Los hombres son más variables que las mujeres: tienden a tener preferencias sociales, de riesgo y de tiempo extremos

Los hombres son más variables que las mujeres: tienden a tener preferencias sociales, de riesgo y de tiempo extremos
2 comentarios
HOY SE HABLA DE

En algunas medidas, los hombres y las mujeres difieren en promedio, pero lo que parece es que los hombres tienden a ser más variables que las mujeres, es decir, que cuentan con más individuo en cada extremo.

Un nuevo estudio evidencia sugiere concretamente una mayor variabilidad masculina en el tiempo, el riesgo y las preferencias sociales.

Hipótesis de la variabilidad

La hipótesis de la variabilidad masculina establece que los machos muestran una mayor variabilidad en la mayoría de los rasgos que las hembras. Las diferencias de sexo en la variabilidad están presentes en muchas habilidades y rasgos, incluidos los físicos, psicológicos y genéticos. No solo se encuentra en humanos, sino también en otras especies seleccionadas sexualmente.

Esto ocurre, por ejemplo, con la inteligencia: las mujeres tienen un promedio superior de CI, pero entre los hombres hay individuos con CI más bajo pero también con CI más alto. La neurofisióloga de Universidad de Oxford, Susan Greenfield, apunta que en las estadísticas, por arriba de los 145 puntos por lo general solo aparece una mujer por cada ocho hombres.

Un nuevo estudio se suma a los que ya existen a propósito de esta hipótesis. En un metaanálisis de estudios de economía experimental con más de 50.000 individuos en 97 muestras, se halló evidencia convergente de que los hombres tienen más probabilidades de tener preferencias sociales, de riesgo y de tiempo extremos, mientras que las mujeres tienen más probabilidades de tener preferencias moderadas.. En algunos casos, se encontró una mayor variabilidad masculina además de diferencias de medias; en algunos casos, solo una mayor variabilidad masculina.

Estos hallazgos sugieren que las teorías de las diferencias de género son incompletas si no consideran cómo la compleja interacción de las diferencias entre los géneros y la variabilidad dentro del género determina las opciones y los resultados diferenciales entre mujeres y hombres:

Descubrimos que los hombres eran mucho más propensos que las mujeres a estar en los extremos extremos del espectro conductual, ya sea actuando de manera muy egoísta o muy altruista, muy confiados o muy desconfiados, muy justos o muy injustos, muy arriesgados o muy reacios al riesgo y eran enfocado a muy corto o muy largo plazo.

Estas diferencias de género en la variabilidad son difíciles de detectar en una investigación centrada en las diferencias de género en los comportamientos promedio. Es por ello que se han pasado por alto en la mayoría de las investigaciones anteriores, que tradicionalmente se centraron en las diferencias medias de género en lugar de la gama de comportamientos. No obstante, debemos observar las diferencias en los comportamientos extremos para comprender qué podría estar impulsando esos valores atípicos.

Un metaanálisis de 2007 también encontró que los hombres son más variables en la mayoría de las medidas de capacidad cuantitativa y visuoespacial, sin sacar conclusiones sobre su causalidad. Y un análisis de 2008 de los puntajes de las pruebas en 41 países publicado en Science concluyó que "los datos muestran una mayor variación en los resultados de los niños que de las niñas en las pruebas de matemáticas y lectura en la mayoría de los países de la OCDE" y los resultados implican que "las diferencias de género en la variación de las pruebas las puntuaciones son un fenómeno internacional". Sin embargo, también encontró que varios países no mostraron una diferencia de género en la varianza.

Ello nos da una pista sobre la complejidad de hallar la razón de la hipótesis de la variabilidad: puede tener raíces genéticas, pero también estar afectado por el modo de crianza, las expectativas sociales y otros factores.

Temas
Inicio