Compartir
Publicidad

Retrasar la muerte para beneficiarse fiscalmente

Retrasar la muerte para beneficiarse fiscalmente
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

El dinero afecta a las personas de un modo increíble, la conducta se ve seriamente afectada, un ejemplo es el estudio publicado por expertos de la Universidad de Upssala (Suecia), donde nos muestran como por un incentivo económico se llega a intentar retrasar la muerte de una persona.

Los investigadores partieron de una base ya elaborada, en anteriores ocasiones realizaron estudios donde se plasmaban diversos patrones de regularidad de la muerte de personas en torno a unas fechas en concreto. Un enfermo terminal, con ayuda médica podía aguantar vivo hasta una fecha señalada como es un cumpleaños u otra celebración. Se trataba de comprobar la relación entre la fecha de la muerte y dichas celebraciones. Pues bien, a partir de estos datos se desarrolla un modelo econométrico relacionando la mortalidad con la entrada en vigor de determinadas normas fiscales. En Suecia debía entrar en vigor un nuevo impuesto de sucesiones que resultaba más favorable, un día antes de que éste entrase en vigor, la mortalidad descendió hasta un 16% en cualquiera de sus causas, curioso, ¿no? Estos datos contrastan con los obtenidos cuando se volvía a disponer un régimen fiscal que ya no era tan beneficioso, la mortalidad no descendía.

La conclusión indica que el 16% de descenso de mortandad estaba estrechamente relacionado con el hecho de llegar a una fecha para así tener que tributar menos. “Abuelo, no te mueras hoy que mañana entra en vigor la nueva ley”. En el estudio también se contempla el deseo de los enfermos terminales de alargar un poco más su vida y así beneficiar a sus parientes e incluso se entreve la posibilidad de que se manipulen los certificados de defunción, todo sea por ahorrarse unos euros. La verdad es que el impuesto de sucesiones es sustancial y representa para las arcas de un gobierno un buen pellizco, como lo es para los sucesores poder ahorrarse el tener que pagarlo.

¿Es interesante la idea de morir en un régimen fiscal más favorable? Parece ser que sí, pues encima de sufrir la pérdida de un ser querido, hay que sumar el desembolso económico que supone el impuesto en cuestión.

Vía | Finanzas.com Más información | Social Science Research Network Más información | Econpapers

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos