Compartir
Publicidad

Cirugía para obesos

Cirugía para obesos
0 Comentarios
Publicidad

Desde hace una década es común en Estados Unidos que las personas con bastante sobrepeso, obesidad, sean tratadas mediante una operación para reducir su peso. Sin embargo, está operación tan de moda tiene sus inconvenientes. Se calcula que en dicho país se realizan del orden de 170.000 operaciones cada año.

La obesidad está en camino de ser la primera causa de enfermedades cardiacas, incluso por encima de fumar. La obesidad que además de enfermedades cardiacas puede causar paros del corazón y diabetes, se ha incrementado en todo el planeta, especialmente en la población infantil. Un reciente estudio ha manifestado que este tipo de operaciones pueden derivar en pérdidas de memoria. Según indica la revista Neurology en este tipo de operaciones aparece un tipo de contradicción denominado encefalopatía de Wernicke, que consiste en provocar confusión y dificultad de movimientos y afecta áreas como el sistema nervioso y el cerebro.

Este efecto no parece claro para los científicos que argumentan que pudiera ser falta de vitamina B1 o un mal tratamiento post-operatorio.

Sin embargo, como la cirugía para bajar peso es un tratamiento diseñado para pacientes con obesidad clínicamente severa u obesidad mórbida, siempre es más seguro para la salud enfrentarse a ella pues las consecuencias son despreciables frente al riesgo de permanecer obeso.

La técnica empleada en el quirófano es reducir la capacidad del estómago y para ello hay una amplia variedad de alternativas. No obstante, resulta equiparable cualquiera de ellas y pronto el paciente podría volver a gozar de una calidad de vida a la que no podía acceder debido al sobrepeso. Ninguna cirugía mayor es segura en un paciente obeso, y mucho menos en un obeso mórbido.

Vía | BBC Mundo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos