Compartir
Publicidad

Vida en Marte: posible evidencia

Vida en Marte: posible evidencia
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Parece que del análisis de un meteorito procedente de Marte se han sacado unas interesantes preguntas acerca de la posibilidad de que hubiese vida en ese planeta. Los microtúneles presentes con distribución, tamaño y forma muy similares a los formados por las bacterias terrestres en las rocas han disparado las cuestiones acerca de la existencia o no existencia de vida en Marte, en el pasado. Eso si, los investigadores fueron incapaces de encontrar ADN en las muestras halladas, no encontraron ni rastro de las posibles causas de estos túneles. Martin Fisk, profesor de geología marina en la Universidad del Estado de Oregón, afirma que en la Tierra, todos los túneles de este estilo hallados en las rocas se deben a la presencia de bacterias, y en todos los casos han podido encontrar restos de ADN.

Evidentemente, el hecho de que las muestras de estos meteoritos no contengan ADN no quiere decir que no exista vida en Marte, ni la presencia de los microtúneles que sí. En principio, los investigadores hablan de dos posibilidades: una, que exista una causa abiótica para la producción de estos túneles que aún no hayamos descubierto en la Tierra; y dos, que esos túneles hayan sido perforados por formas de vida, pero que las condiciones del planeta Rojo no permitan la conservación del ADN.

Microtuneles en las rocas procedentes de Marte

Los meteoritos que se han examinado (hasta 30), llegaron a la Tierra después de haber sido expelidos de Marte por el impacto de rocas aún mayores. Dada la avanzada edad de estas rocas (una de ellas, hallada en Egipto en 1911 se ha estimado que tiene unos 1.300 millones de años) y dando por supuesto que la vida necesita del agua para proliferar, los investigadores especulan que, si como parece ser, los últimos vestigios de agua en Marte datan de hace unos 600 millones de años, entonces el posible ADN en las rocas habría desaparecido con toda la razón. Cabe anotar que eso de que el agua sea necesaria para la proliferación de la vida es una suposición. De momento no conocemos otros sustentos de la vida, pero está claro que todo, lo que se dice todo, no lo sabemos. Eso sí, no vamos a buscar explicaciones surrealistas a esas cosas desconocidas, ¿verdad?

Pero, ¿para qué querría una bacteria horadar túneles en la roca? Sin otorgarles voluntad, hay bacterias que se alimentan a partir de la energía que "extraen" de las rocas, de ahí las excavaciones. Hablamos de energía química, y hay un grupo de bacterias que utiliza hierro, presente en gran cantidad en las rocas volcánicas. En un principio, las bacterias no pueden establecerse en las rocas ígneas, pero una vez que éstas se enfrían, por ejemplo, por contacto con el mar, el agua lleva a las bacterias a a superficie de la roca, empezando a excavar poco a poco.

Esta noticia me ha parecido muy interesante, de hecho no conocía el por qué de las bacterias-minero, pero lo que me ha dado la sensación es de que hay cantidad de incógnitas por resolver, y que de momento todo se reduce a especular, y especular, y especular... Claro que son especulaciones con una cierta lógica, ¿no?

Vía | digg Fuente | RedOrbit

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos