Compartir
Publicidad

Informes de peligrosidad sobre los alimentos transgénicos

Informes de peligrosidad sobre los alimentos transgénicos
Guardar
9 Comentarios
Publicidad

Hemos oído en algunas ocasiones afirmar a algunos científicos y especialistas que los alimentos transgénicos son la solución del futuro. Añaden que se pueden alimentar a más personas y mejor, se pueden hacer alimentos inmunes a los pesticidas o adaptarlos a la climatología.

Hay una información muy útil en la red para quienes quieren saber más sobre este tema, es la contrapartida a los que están a favor de los alimentos transgénicos. Trata de un tipo de maíz y un tipo de guisante, entre otros, que son trangénicos y según unas publicaciones se demostraba que eran perjudiciales para la salud.

El periódico ingles The Independent alertó sobre la existencia de un informe secreto de la compañía de biotecnología Monsanto que hacía referencia a un maíz transgénico, el Mon 863. Este informe relataba como ratas que eran alimentadas con este maíz, sufrían todo tipo de problemas de salud como pérdida de peso en los riñones, necrosis en el hígado o altos niveles de azúcar en la sangre. La respuesta dada por la compañía no se hizo esperar e indicó que publicarían este informe. De momento han publicado once páginas a modo de resumen, aunque el informe original contenía 1139 páginas, la compañía alega para este hecho confidencialidad.

La información fue conseguida gracias a alguien que quiso dar a conocer la noticia sobre este tema, suponemos que por despecho o por preocupación. El caso es que si esto no se hubiera publicado, nadie sabría cuales eran los efectos del consumo de este maíz.

Otro informe que nos presenta la web Rebelión, trata sobre un guisante transgénico experimental que se desarrolló en Australia por la Commonwealth Scientific and Industrial Research Organización con el objetivo de combatir determinadas plagas que afectaban al guisante.

Científicos de la escuela de investigación médica John Curtin en Canberra, realizaron una serie de pruebas al nuevo guisante transgénico, las ratas que lo ingirieron, mostraron cambios significativos en sus sistemas inmunológicos y nódulos linfáticos, además se hicieron alérgicas a varios tipos de alimentos.

Lo curioso es que las pruebas que habían realizado los laboratorios australianos no estaban contempladas en la ley de alimentos transgénicos norteamericana, con lo cual no hubieran tenido ningún problema para su comercialización y seguramente hubiera causado estragos entre la población.

La publicación es bastante extensa y muy interesante, además toca un tema polémico que directamente nos afecta a todos, ya que todos nos alimentamos. ¿Qué opinas tú sobre este tema?

Vía | Rebelion En Genciencia | Cultivos transgénicos, la modificación genética de los alimentos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos