Se confirma la existencia de planetas que orbitan dos estrellas

Síguenos

Kepler 34 y 35


Utilizando datos de la misión Kepler de la NASA, un grupo de astrónomos acaban de confirmar el descubrimiento de dos nuevo sistemas planetarios “circumbinarios” —planetas que orbitan dos estrellas. Esta confirmación establecce que este tipo de planeas no es una rara excepción, sino que es algo bastante común en nuestra galaxia. Esta investigación se acaba de publicar en la revista Nature y ha sido preentado en la reunión de la American Astronomical Society en Austin, Texas.

A partir de los datos de la misión Kepler, un equipo de astrónomos de la Universidad de FLorida ha descubiertos dos nuevos planetas orbitando sistemas de doble estrellas. Algo que nunca se había visto hasta el pasado mes de septiembre.

Los planetas recién descubiertos, llamados Kepler-34b y Kepler-35b, se han publicado esta semana en la edición on line de la revista de la revista Nature en un artículo publicado por Eric B. Ford, profesor asociado de la Universidad de San Diego.

Kepler-34b y Kepler-35b orbitan una estrella binaria. En realidad son un par de estrellas unidas gravitatoriamente que orbitan entre sí. Si bien la existencia de dichos organismos —llamados “planetas circumbinarios“— había sido predicha desde hacía tiempo, hasta el descubrimiento del planeta Kepler-16b “Tatooine” no se pudo confirmar la teoría.

Tal y como afirma el profesor Ford:

Hemos creído durante mucho tiempo en la posibilidad de este tipo de planetas, pero han sido muy difíciles de detectar por varias razones técnicas. Con los descubrimientos de Kepler-16b, 34b y 35b, la misión Kepler ha demostrado que la galaxia está llena de millones de planetas que orbitan dos estrellas.

Los planetas fueron descubiertos mediante la medición de la disminución de luz de las estrellas. Se hicieron diferentes mediciones cuando los planetas pasaban por delante de una de los dos estrellas, o cuando una de las estrellas pasaba por delante de la otra. Las interacciones gravitatorias entre las estrellas y los planetas ocasionan, han perimitido a los astrónomos medir su masa.

Ambos planetas son gigantes de gas de baja densidad. Son comparables a Júpiter en tamaño, pero con mucha menos masa. En comparación con Júpiter, Kepler-34 es un 24 por ciento más pequeño en tamaño, pero posee una masa de un 78 por ciento menor. Además, es capaz de completar una órbita completa en 288 días terrestres. En cuanto a Kepler-35, es aproximadamente un 26 por ciento más pequeño, posee un 88 por ciento menos de masa y compla su órbita alrededor de las estrellas en tan sólo 131 días terrestres.

Vía | University of Florida

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

6 comentarios