El 64% de los bebés nace con exceso de mercurio en sangre

Síguenos

Un estudio español, realizado entre mayo de 2004 y agosto de 2008, analizó el nivel de mercurio en el cordón umbilical de 1.883 partos en Valencia, Barcelona, Asturias y Guipúzcoa, detectando que en un 64% de los casos había niveles de mercurio por encima del nivel que la Agencia de Protección Ambiental de EE UU considera seguro.

Por regiones, las que presentaban niveles más altos eran aquellas en las que las madres consumen más pescado: en Asturias lo superaba con el 75,6%; en Sabadell el 49,1%; en Valencia el 68,4%, y en Guipúzcoa el 64,7%.

No es extraño que, ante los consabidos beneficios del Omega3, que contienen dichos pescados en abundancia, muchas mujeres embarazadas lo incluyeran en su dieta habitual. Pero a juicio de los responsable del estudio no hay que crear alarma: hay factores mucho más perjudiciales para la salud del feto, como fumar; y el pescado contiene nutrientes básicos y beneficiosos durante el embarazo o la infancia, sólo que tendríamos que evitar el atún rojo y el pez espada o el tiburón.

El mercurio es un neurotóxico (atraviesa la placenta y afecta al desarrollo cognitivo) que aparece en el pescado debido a la contaminación química de los océanos. La ONG ecologista Oceana, que destapó la existencia de un informe confidencial del Gobierno sobre la contaminación por mercurio, pidió ayer que “se elimine urgentemente” un tipo de tecnología “obsoleta” que utiliza mercurio en la fabricación de cloro.

El texto fue publicado en la revista científica Environment International.

Vía | El País

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

3 comentarios