Publicidad
Publicidad

RSS telégrafo

Carrington casi nos fastidia el WiFi

2 Comentarios

El 1 de septiembre del año 1859, la Tierra se tiñó de rojo, y afortunadamente aún no dependíamos de las tecnologías de las que dependemos ahora, pues en caso contrario se hubiera producido un colapso que probablemente hubiese diezmado la población.

Los marineros pensaban que navegaban en un mar de sangre, las redes del telégrafo sucumbieron y las auroras se vieron incluso en Madrid. El suceso se bautizó como «evento Carrington», en honor al astrónomo aficionado, Richard Carrington, descubridor del origen de aquel extraño fenómeno: la mayor erupción solar de la que se tiene constancia.

Leer más »

El sistema de telégrafo óptico que se inventó en el siglo IV a. C.

3 Comentarios
El sistema de telégrafo óptico que se inventó en el siglo IV a. C.

Si el otro día os hablaba de cómo el telégrafo de Morse había propiciado la cultura de la condensación de los mensajes, al estilo de los SMS o los archivos comprimidos de ordenador, hoy vamos a irnos a unos 2.000 años atrás desde esa época de telégrafos electromagnéticos para conocer un sistema de telégrafo óptico descrito por el teórico militar griego Eneas el Táctico.

Gracias a este telégrafo, se podían mandar mensajes más elaborados de los que os expliqué con el método de fuegos en diversas atalayas conectadas ópticamente, pues se podían enviar mensajes codificados del tipo “Caballería llegó al país”, “Infantería ligera” o “Barcos”.

Leer más »
Publicidad

¿Cómo eran los primeros archivos comprimidos cuando ni siquiera existía Internet? (y II)

Comentar
¿Cómo eran los primeros archivos comprimidos cuando ni siquiera existía Internet? (y II)

Tal y como os adelantaba en la primera entrega de este artículo, algunos manuales se editaban específicamente para determinados usuarios, como los financieros, los comerciantes o los agentes de bolsa: para ellos, el más popular fue el libro de 1870 y 1880 The A B C Universal Commercial Electric Telegraphic Code, concebido por William Clauson-Thue. Para que nos hagamos una idea de hasta qué punto se clasificaban y ordenaban las frases clave, echemos un vistazo a la palabra “pánico”, por ejemplo, a la que se asignan los números 10054-10065):

Un gran pánico domina en… El pánico está calmándose El pánico continúa Lo peor del pánico ya ha pasado El pánico puede considerarse que ha cesado.

Leer más »

¿Cómo eran los primeros archivos comprimidos cuando ni siquiera existía Internet? (I)

Comentar
¿Cómo eran los primeros archivos comprimidos cuando ni siquiera existía Internet? (I)

Como hasta hace poco ocurría con los SMS (que desarrollaron todo un lenguaje casi taquigráfico, tipo “ola k ase”), o como sucede actualmente con el zip, el arj o el rar, enviar mensajes en el pasado, antes de que existiera Internet, también era caro, de modo que ello trajo aparejado toda una tradición de compresión de mensajes.

Uno de los principales inversores o promotores de esta cultura de la condensación de mensajes, adaptada a la época en la que la gente se comunicaba a través del telégrafo electromagnético de Morse, fue el congresista Maine Francis O. J. Simith con su manual: The Secret Corresponding Vocabulary; adapted for use to Morse´s Electro-Magnetic Telegraph: and also in conducting griten correspondence, transmitted by the mails or otherwise (“Vocabulario de correspondencia secreta; adaptado para su uso en el telégrafo electromagnético de Morse; y también para la correspondencia manuscrita, enviada por correo o por otros medios”).

Leer más »

El ‘Internet’ de alambre de espino que usaron los agricultores en el siglo XIX

1 Comentario
El ‘Internet’ de alambre de espino que usaron los agricultores en el siglo XIX

Desde que sentí un ligero chispazo en mi intento de visitar la catarata donde supuestamente murió Sherlock Holmes, le tengo cierto miedo cerval a los alambres de espino que cercan los terrenos rurales de los agricultores y ganaderos. Sin embargo, hace más de un siglo, el alambre de espino fue el único medio de comunicación a larga distancia entre los agricultores, que aún no habían recibido la tecnología del teléfono.

En cierto modo era lógico que el alambre de espino funcionara como hoy en día lo hacen los cables de fibra óptica: en los vastos campos de cultivo de Michigan, por ejemplo, era frecuente ver cables cercando los prados, alambres dobles de acero, trenzados y con espinos, tendidos de poste a poste, cubriendo grandes extensiones de terreno. Como si conectaran entre sí las tierras de cada agricultor.

Los primeros cables llegaron a partir de 1874, cuando un agricultor de Illinois recibió la Patente de los Estados Unidos Nº 157,124 por “una nueva y valiosa mejora en los cables para vallados”. En el momento de mayor auge, los agricultores, rancheros y compañías ferroviarias estadounidenses tendían más de un millón y medio de kilómetros de alambradas al año.

Leer más »

La forma en que Morse averiguó qué letras se usan más para que las comunicaciones fueran más ágiles

1 Comentario
La forma en que Morse averiguó qué letras se usan más para que las comunicaciones fueran más ágiles

Antes de la llegada de las telecomunicaciones, si querías que alguien que vivía lejos recibiera un mensaje debías encomendarte al correo a caballo o correr tú mismo con el mensaje, al estilo Forrest Gump.

Otra opción era ir encendiendo fuego en diversas atalayas interconectadas visualmente, como sucede en El señor de los anillos. Una opción que, por ejemplo, se empleó en la Guerra de Troya: entonces se recorrieron cientos de kilómetros en menos de un día, tal y como podéis leer con más con más detalle en Recorriendo el fuego griego al estilo de ‘El señor de los anillos’ en plena guerra de Troya.

Más tarde, la velocidad de los mensajes, entonces, se volvió casi instantánea gracias a un invento bastante reciente: el telégrafo. Este dispositivo fue inventado por Samuel Finley Breese Morse, estadounidense, en 1832. El 24 de mayo de 1844, Morse transmitió el mensaje que se haría tan famoso: “Qué nos ha forjado Dios“ (traducción literal) o también: “Lo que Dios ha creado“ (What hath God wrought, una cita bíblica, Números 23:23) desde la Corte Suprema de los Estados Unidos en Washington, D.C. a su asistente, Alfred Vail, en Baltimore, Maryland.

Leer más »
Publicidad

Tecnologías que generaron tanto entusiasmo como el que hoy genera Internet (II): la radio y la paz mundial

1 Comentario
Tecnologías que generaron tanto entusiasmo como el que hoy genera Internet (II): la radio y la paz mundial

En la anterior entrega de esta serie de artículos sobre tecnología, comparábamos el entusiasmo que generó la invención el telégrafo con el entusiasmo que genera el desarrollo de Twitter. Hoy toca otra tecnología que también fue presentada como la panacea mundial: la radio.

Es difícil atribuir la invención de la radio a una única persona. En diferentes países se reconoce la paternidad en clave local: Aleksandr Stepánovich Popov hizo sus primeras demostraciones en San Petersburgo, Rusia; Nikola Tesla en San Luis (Misuri); Guillermo Marconi en el Reino Unido; o el comandante Julio Cervera en España. En 1894 Nikola Tesla hizo su primera demostración en público de una transmisión de radio, y casi al tiempo, en 1895, el italiano Guillermo Marconi construyó el primer sistema de radio.

La invención de la radio también generó no pocas reacciones entusiastas. Incluso rozando el ridículo. El propio Guillermo Marconi, uno de los pioneros de esta tecnología revolucionaria, sostenía alegremente que “la llegada de la era sin hilos hará la guerra imposible, porque hará quedar en ridículo la guerra”.

Leer más »

Tecnologías que generaron tanto entusiasmo como el que hoy genera Internet (I): el telégrafo fue como Twitter

11 Comentarios
Tecnologías que generaron tanto entusiasmo como el que hoy genera Internet (I): el telégrafo fue como Twitter

Internet es la red de redes, la babilonia de culturas, la biblioteca de Alejandría, la nueva democracia digital, el amanecer de un nuevo modelo de negocio cultural. Internet es oxígeno, o al menos tiene ya una relevancia pareja al mismo. Internet es todo eso, aunque a veces vulnere nuestra intimidad y lo usemos esencialmente para ver vídeos de gatitos.

Con algunas de esas afirmaciones podríamos estar de acuerdo (con matices), sin embargo, tanto entusiasmo no es algo nuevo. Basta con echar un poco la vista hacia atrás para descubrir otras tecnologías que se proyectaron con tanto bombo y platillo como ahora se hace con Internet. Y hasta tenían sus propios gurús.

Por ejemplo, el ferrocarril. Según Marx (Groucho no, el otro), el ferrocarril acabaría con el sistema de castas de la India. Pero todo avance tecnológico también tiene su propio reverso tenebroso, como el descubrimiento de la quinina (que contribuyó a combatir la malaria, reduciendo así el peligro de una epidemia tropical) eliminó una importante barrera para el colonialismo.

Leer más »
Publicidad