Compartir
Publicidad

¿La forma de andar de la mujer puede sugerir si ha tenido orgasmos vaginales?

¿La forma de andar de la mujer puede sugerir si ha tenido orgasmos vaginales?
Guardar
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una extraña investigación (¿IgNobel?) publicada hace unos pocos años en The Journal of Sexual Medicine, que ha sido llevado a cabo por investigadores de la Universidad Católica de Lovaina (Bélgica), se atreve a adivinar si una mujer tiene orgasmos con regularidad sencillamente contemplando cómo camina.

En particular, el sistema sirve para inferir si hay orgasmos vaginales (no clitorianos), porque a juicio de los autores de este trabajo, los orgasmos vaginales relajan ciertos músculos del cuerpo femenino de tal forma que caminas de forma distinta, con un paso más fluido, sin músculos bloqueados.

¿Correlación o causalidad?

Para demostrarlo, en el experimento se limitaron a observar vídeos de mujeres caminando por la calle, y los investigadores pudieron inferir si estas mujeres habían experimentado o no orgasmos con un 81,25% de acierto.

Previamente, las voluntarias tuvieron que completar cuestionarios sobre su comportamiento sexual. Los estudiantes fueron divididos en dos grupos, los que dijeron que "a menudo" o "siempre" tienen orgasmos vaginales y los que dijeron "nunca" o "rara vez". Se pidió a las mujeres que caminaran entonces 100 metros, mientras pensaban en cosas placenteras, como que estaban en una playa tomando el sol, y luego otros 100 metros con el mismo escenario pero pensando en un hombre que les gustara.

Al parecer, las mujeres orgásmicas por vía vaginal no han bloqueado los músculos pélvicos. Como resultado, el paseo es natural, con la conexión sin obstáculos entre las piernas, la pelvis, la columna vertebral y el movimiento. Y estas conclusiones pueden ser una útil herramienta ya que con base en este estudio, es posible incorporar la corrección en los movimientos corporales, la respiración y los patrones musculares y en el tratamiento de las disfunciones sexuales.

Otros expertos, sin embargo, cuestionaron el estudio. En primer lugar, porque da demasiadas cosas por sentado y obvia muchas variables. Y otrao pción es que las características anatómicas de una mujer pueden predisponer su mayor o menor tendencia a experimentar orgasmos vaginales, no a la inversa. En segundo lugar, y mucho más importante, el tamaño muestral: el estudio se hizo solo con 16 estudiantes belgas.

La importancia del orgasmo

Con todo, a nivel fisiológico el orgasmo proporciona diversos beneficios. Según las estadísticas, aproximadamente el 10 % de las mujeres nunca ha experimentado un orgasmo. Un porcentaje más elevado tiene dificultades para alcanzar el orgasmo durante el coito.

Y hay cada vez más recomendaciones para obtenerlo, como se advierten en la presentación TED de Mary Roach titulada "10 cosas que no sabías sobre el orgasmo". Roach ha escarbado en los datos menos conocidos, datos que antes permanecían tras las puertas cerradas de laboratorios y burdeles.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad