Compartir
Publicidad

Un cañón de Vórtices

Guardar
11 Comentarios
Publicidad

Seguro que en alguna película de ciencia ficción habéis visto algo parecido. Un cañón capaz de disparar ráfagas de aire que aturden al enemigo. Un vórtice no es más que un flujo de aire en rotación con trayectorias de corriente cerradas. Es decir, una perturbación del aire que se repliega sobre sí mismo y que le permite avanzar sin dispersarse.

En el vídeo que encabeza este post, se muestra una construcción casera de un cañón de vórtices capaz de disparar a un objetivo situado a 10 metros de distancia. Como podéis ver, la potencia del cañón dependerá del volumen de aira del objeto que lo genera, por lo que si os animáis a probarlo deberéis usar una gran caja de cartón. En Francis (th)E mule Science’s News tenéis más información acerca de este problema estudiado por Herman von Helmholtz en 1858 y un par de vídeos muy interesantes.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad